- Associated Press - Tuesday, December 23, 2014

Con el despliegue de unidades encubiertas y agentes uniformados en zonas comerciales, la policía de Hialeah anunció el reforzamiento del patrullaje en esa ciudad por la temporada festiva.

El alcalde de Hialeah, Carlos Hernández, dijo que para garantizar la seguridad pública en estas fechas se ha programado el patrullaje permanente en áreas comerciales sin afectar el presupuesto policial.

“Para nosotros es muy importante reforzar la seguridad en nuestra comunidad y que nuestra policía sea proactiva en estos tiempos de fiestas y de compras masivas en las que muchos delincuentes tratan de sacar ventaja y robarle a la gente”, dijo Hernández. “Para eso estamos combinando los recursos que tenemos y organizando a nuestros oficiales”.

Los agentes destacados a la cruzada pertenecen a diferentes unidades policiales, entre ellas la Unidad de Supresión del Delito (CST) –que conducen unidades encubiertas–, y de la Patrulla Motorizada, dijo Carl Zogby, vocero del Departamento de Policía de Hialeah.

“La mayoría de los ajustes nos permiten que los trabajos de patrullaje no impacten mucho el presupuesto”, dijo Zogby, quien precisó que la policía de Hialeah cuenta actualmente con unos 300 agentes.

En el 2013, la policía de Hialeah invirtió unos $250,000 en el reforzamiento del patrullaje en temporada festiva. En aquella oportunidad las autoridades indicaron que el dinero asignado a esa campaña –denominada en aquel entonces “Frazada Azul”–, provenía de fondos confiscados al crimen organizado.

Zogby dijo que aunque la prioridad se enfocará en el patrullaje en áreas comerciales, también se dedicará esfuerzo en vigilar zonas residenciales debido a que se ha detectado que los criminales a veces siguen a sus víctimas hasta sus viviendas.

“Le pedimos a la gente que vengan confiados a Hialeah, a disfrutar de esta época, porque nosotros vamos a estar cuidando el área […] pero también el público puede sumarse a esta campaña tomando medidas de precaución y, por ejemplo no dejar a la vista objetos de valor dentro sus vehículos”, dijo Zogby. “Aunque es una temporada de mucha alegría, los criminales se aprovechan y suelen arremeter en los parqueos de las tiendas”.

Zogby agregó que además del arrebato de pertenencias otro crimen que suele aumentar en esta temporada festiva es el de fraude de compras con documentos falsificados y robo de identidad.

Uno de esos casos ocurrió el jueves cuando una mujer utilizó una licencia de conducir falsificada para que le aprobaran el crédito necesario para adquirir una camioneta Cadillac en The Connection, un concesionario de vehículos usados en el este de Hialeah.

Luego de que la mujer abandonó el establecimiento, los encargados de este recibieron una llamada del banco que aprobó el crédito alertando que los documentos eran falsificados. Sin embargo, el viernes la mujer regresó al lugar para reclamar que la llave del vehículo tenía problemas. De inmediato, un empleado llamó a la policía, dijo Zogby. Las autoridades procedieron al arresto.

“Esta es una modalidad de crimen que suele aumentar mucho en esta temporada”, dijo Zogby. “Nuestros detectives ya están investigando este caso específico para profundizar los detalles de la falsificación de la licencia [de conducir]”.

Siga a Enrique Flor a través de Twitter en @kikeflor

©2014 El Nuevo Herald (Miami)

Visit El Nuevo Herald (Miami) at www.elnuevoherald.com

Distributed by Tribune Content Agency, LLC

LOAD COMMENTS ()

 

Click to Read More

Click to Hide