- Associated Press - Tuesday, October 21, 2014

Dos semanas antes de que los votantes de Miami-Dade decidan si aumentan los impuestos para remplazar un envejecido edificio de la corte, un par de comisionados del condado presionan a favor de alternativas al esfuerzo.

Una resolución que está lista para votar el martes pide un cambio en la ley estatal para ayudar a financiar un nuevo edificio de la corte con mayores impuestos que deben pagar las personas cuando se les encuentra culpables de delitos graves. Propulsada por el comisionado Javier Souto, la resolución propuesta pide un aumento de $75 en los costos de la corte que deben pagar los convictos de delitos graves y delitos de tránsito graves.

En septiembre, Souto votó a favor de la legislación que creó el referendo del 4 de noviembre, donde se le pedirá a los votantes que eleven los impuestos a la propiedad lo suficiente como para que Miami-Dade tome prestados $393 millones para construir un nuevo edificio de la corte civil en el downtown de Miami. Su resolución describe el ingreso por los encontrados culpables como un “financiamiento adicional o alternativo” para el proyecto del edificio de la corte.

“El acceso a nuestro sistema judicial se encuentra en peligro debido a las pobres condiciones de ese edificio de la corte”, dijo Christian Ulvert, un consultor político que trabaja en la campaña a favor del edificio. “Recibimos con agrado el hecho de que otro líder reconoce la necesidad”.

La resolución de Souto emplea un enfoque similar al propuesto por el alcalde de Miami-Dade, Carlos Giménez, quien dijo en septiembre a los comisionados que un aumento de $48 en las multas por exceso de velocidad también podría financiar el proyecto del edificio de la corte. En ese momento, Giménez manifestó que apoyaba la pregunta sobre el impuesto para el edificio de la corte, pero que estaba escéptico de que los votantes lo aprobaran.

Bertilia Soto, jueza principal del circuito del condado e imagen pública de la campaña de impuestos, dijo que la idea del alcalde de las multas por exceso de velocidad no funcionaría porque la mayor cantidad haría que muchas personas no pagaran las multas.

El nuevo edificio de la corte sustituría al actual de 1928, que sufre filtraciones, moho e inundaciones. De los $393 millones, unos $25 millones serían para reparar la actual construcción, lo que funcionarios del condado dicen aumentaría en cinco años la vida del edificio.

Aunque casi todos los nuevos dólares de impuestos irían a construir un nuevo edificio de la corte, la campaña a favor de la pregunta en la boleta, que es respaldada por la industria legal de Miami-Dade y presenta a la jueza Soto, destaca la imposibilidad de reparar la actual construcción. Críticos, encabezados por la miembro de la junta escolar Raquel Regalado, dijeron que el condado tiene el dinero para arreglar el actual edificio y conseguir el tiempo necesario para considerar lugares alternativos y opciones de financiameinto para una sustitución.

La legislación del condado patrocinada por el comisionado Juan C. Zapata sigue la idea del argumento de Regalado. La propuesta autoriza $78 millones en gastos de los impuestos a la propiedad para arreglar el actual edificio de la corte. La resolución también da al alcalde del condado Carlos Giménez la autoridad para cerrar de inmediato el edificio de la corte si él determina que éste presenta un riesgo de salud o de seguridad,

Zapata y Esteban “Steve” Bovo fueron los dos únicos comisionados del condado que votaron en contra de enviar el tema del edificio de la corte a los votantes, y Zapata dijo que su legislación sería un recordatorio de que Miami-Dade tiene opciones para hacer frente a las condiciones de inseguridad.

“Ellos dicen que si [el tema de la boleta] no funciona, no hay otro plan”, manifestó Zapata. “Yo digo: esperen un minuto”.

Zapata dijo que fue incapaz de incorporar su resolución en la agenda de la reunión del martes de la comisión, y que espera que se presente a los comisionados después del Día de las Elecciones. Los $78 millones representan un dinero no usado del referendo del 2004 para Construir Mejores Comunidades, que autoriza a Miami-Dade a tomar prestado casi $3,000 millones para docenas de necesidades y devolver la deuda con mayores impuestos a la propiedad.

Alrededor de $78 millones asignados para instalaciones de la corte son no prestados, pero los defensores del tema del edificio de la corte dicen que el dinero de Construir Mejores Comunidades se necesita para modernizar otras partes del sistema judicial del condado.

Regalado, quien se unió a Zapata en un editorial de opinión que atacó el plan de impuesto para el edificio de la corte, dijo que la campaña a favor del voto “sí” se centra en los temas del moho y el asbesto hasta el punto de que Miami-Dade podría ser vulnerable a demandas si no se responde a los problemas.

“Una cosa es llevar a cabo una campaña política para que las personas se asusten lo suficiente como para que voten”, dijo Regalado. “Otra es crear una verdadera responsabilidad del condado”.

©2014 El Nuevo Herald (Miami)

Visit El Nuevo Herald (Miami) at www.elnuevoherald.com

Distributed by MCT Information Services

LOAD COMMENTS ()

 

Click to Read More

Click to Hide