- Associated Press - Wednesday, October 22, 2014

Un asistente médico de Miami que fue descrito por su abogado como un “soldado de filas” en un plan para estafar casi $200 millones a Medicare en falsa atención de salud mental fue sentenciado el jueves a 15 años de cárcel.

Pero las cosas pudieron haberle ido peor a Roger Bergman, de 65 años, vecino de Miami, quien enfrentaba una condena de hasta 25 años según las pautas federales de sentencia por su papel secundario en el mayor fraude de clínicas de salud mental orquestrado jamás contra el programa de Medicare financiado por los contribuyentes.

Bergman, convicto en julio de conspiración para cometer fraude, llevó a cabo evaluaciones falsas de cientos de pacientes y falsificó sus expedientes para hacer creer al Medicare que necesitaban los costosos servicios terapéuticos, de acuerdo con evidencia presentada en el juicio.

Bergman es uno de los casi 40 acusados que han sido convictos en el publicitado caso por lo criminal de American Therapeutic Corp. La compañía radicada en Miami, con una red de siete clínicas, fue cerrada en el 2010 luego de recibir alrededor de $87 millones en pagos de Medicare por sesiones de terapia falsas supuestamente dadas a drogadictos, alcohólicos y personas que sufren de demencia.

Bergman, quien se entrenó como médico en España, trabajó en dos de las clínicas de American Therapeutic en Miami y Homestead durante la última década.

“Ellos traficaban en seres humanos… y usaron a esas personas para tratar de robar $200 millones al Medicare”, afirmó el fiscal del Departamento de Justicia Nicholas Surmacz en la audiencia de sentencia de Bergman. “El puso literalmente decenas de millones de dólares en los bolsillos de los dueños”.

El martes, los fiscales del Departamento de Justicia urgieron al juez de distrito federal José Martínez que diera a Bergman 16½ años, mientras que sus abogados defensores pidieron seis años luego que miembros de su familia pidieron clemencia para el veterano profesional de la salud.

A la salida del juzgado, la esposa de Bergman, Marcy, dijo que ella no podía entender cómo el ex jefe de su esposo, el psiquiatra Alberto Ayala, recibió una sentencia de 10 años mientras que Bergman recibió una condena más severa. Lo mismo que Bergman, Ayala fue hallado culpable en juicio.

“Ayala recibió 10 años y él era su supervisor”, dijo Marcy, acompañada por su hijo y otros familiares. “Esto es una locura. Yo no voy a dejar esto así”.

En juicio, durante el juicio, Surmacz dijo que el asistente médico procesaba los pacientes a nombre de Ayala, quien en ocasiones estaba fuera del país a pesar de que documentos mostraban supuestamente que él estaba en las clínicas de Miami y Homestead atendiendo a los pacientes.

Agentes del FBI y el Departamento de Salud y Servicios Humanos de EEUU hicieron una redada en las clínicas de la cadena de American Therapeutic en el otoño del 2010, lo cual condujo a la declaración de culpabilidad de su copropietario y ejecutivo principal, Lawrence Duran, quien fue enviado a la cárcel por 50 años, la condena más larga impuesta jamás a un estafador al Medicare. Su novia Marianella Valera, copropietaria y terapista, fue sentenciada a 35 años. Ellos vivían en un condominio frente a la bahía de Miami y se paseaban en un Maserati.

El abogado defensor de Bergman, Terence Lenamon, alegó en papeles judiciales que su cliente es un hombre modesto, casado y con problemas de salud que era un empleado a sueldo de American Therapeutic y que no disfrutó las riquezas arrebatadas al Medicare por Duran, Valera y su círculo íntimo de cómplices. Bergman recibía un sueldo de $90,000 al año antes de irse de American Therapeutic en agosto del 2008, dos años antes de que fuera cerrada.

“Roger era un mero ‘soldado de filas’ en comparación con los pejes gordos, Duran, Valera [y los demás]”, escribió Lenamon. “Roger era alguien prescindible, mientras que los demás eran participantes necesarios para el fraude [al Medicare]”.

Lenamon urgió al juez a que se apartara de las pautas de sentencia para el delito de Bergman, diciendo que las mismas carecían de sentido común. Las pautas “lo ponían en la compañía potencial de asesinos, secuestradores, captores de aviones y personas cuya conducta está en guerra contra Estados Unidos”, escribió Lenamon contra las mismas.

En el juicio, los abogados del Departamento de Justicia dijeron que Bergman había ayudado a llevar a cabo la actividad fraudulenta de la cadena de clínicas de salud mental al aceptar pacientes que estaban en tan mal estado que no habrían recibido beneficio alguno de las supuestas sesiones de psicoterapia de grupo de American Therapeutic.

En apoyo de su caso, los abogados del Departamento de Justicia presentaron registros de facturación fraudulenta, expedientes de pacientes, cuentas de banco, correos electrónicos corporativos y testigos claves que cooperaron en el caso.

Entre ellos: el ex propietario de American Therapeutic, Valera, que se espera recibirá una reducción de su condena, y la ex directora de marketing de la compañía, Margarita Acevedo, quien estaba a cargo de entregar millones de dólares a reclutadores de pacientes y beneficiarios de Medicare. Acevedo fue condenada a 4½ años debido a su cooperación temprana en el caso.

©2014 El Nuevo Herald (Miami)

Visit El Nuevo Herald (Miami) at www.elnuevoherald.com

Distributed by MCT Information Services

LOAD COMMENTS ()

 

Click to Read More

Click to Hide