- Associated Press - Monday, June 8, 2015

Encarcelado por casi dos meses, Salomón Melgen, el rico oftalmólogo del condado Palm Beach, obtuvo su libertad antes de comenzar su juicio en uno de los más tristemente célebres casos de fraude al Medicare en todo Estados Unidos.

A Melgen -arrestado a mediados de abril por agentes federales, después de haber sido acusado formalmente de otros cargos de corrupción con su amigo cercano Robert Menéndez, senador por Nueva Jersey- el juez federal de distrito Kenneth Marra, le concedió el viernes una fianza en West Palm Beach.

Marra anuló una decisión previa del juez magistrado James Hopkins, quien ordenó detener a Melgen después de concluir que había riesgo de que volara a su nativa República Dominicana u otro país. El caso se envió de vuela a Hopkins, quien consideraba el lunes la cantidad de la fianza de Melgen.

Melgen, un por largo tiempo oftalmólogo que era dueño y operaba desde 1990 Vitreo-Retinal Consultants of the Palm Beaches, es uno de los médicos que ha enviado más facturas al Medicare en todo el país. Su empresa de gran volumen, con cuatro oficinas en los condados Palm Beach y St. Lucie, suministraba servicio clínico y quirúrgico a hasta 100 pacientes en un solo día -aunque una parte sustancial de los reclamos, que totalizaban cientos de millones de dólares, eran “fraudulentos”, de acuerdo con una acusación formal.

Marra encontró -a diferencia de Hopkins y la Secretaría de Justicia de EEUU - que “hay condiciones para su libertad que asegurarán razonablemente su comparecencia” al juicio, aunque estuvo de acuerdo con el juez magistrado en que “esto es una decisión muy difícil”.

El juez de distrito destacó que mientras Melgen, de 61 años, tiene “lazos significativos con la República Dominicana, así como los medios financieros para escapar a ese país o posiblemente a otros”, es un ciudadano norteamericano naturalizado que ha vivido por casi 40 años en Estados Unidos, con hijos y nietos que viven en la comunidad del Sur de la Florida. Marra concluyó que el oftalmólogo tiene “importantes relaciones locales”.

Marra razonó que Melgen sabía que estaba bajo investigación de las autoridades federales en el Sur de la Florida y Nueva Jersey durante dos años antes de ser acusado formalmente, y sin embargo, “regresó voluntariamente”.

“Es más, la corte concluye que [la] naturaleza y notoriedad de los cargos que enfrenta [Melgen] en Nueva Jersey, y el hecho de que es un coacusado con un senador federal, hacen improbable que cualquier intento de huir seria exitoso”, escribió Marra en su fallo de cuatro páginas.

“Así, con poca probabilidad de que tenga éxito un intento de huir, y con bastantes bienes en riesgo que dejarían a [Melgen] y a su familia financieramente devastados si hace tal intento, las condiciones de libertad pueden considerarse que asegurarán [su] comparecencia según lo requerido”.

Las condiciones de libertad de Marra son estrictas: Melgen, quien vive en una mansión en el litoral en North Palm Beach, no puede vivir cerca del agua y no puede tener acceso a su avión o a su barco, debe estar confinado a su residencia y usar un supervisor electrónico, debe entregar sus pasaportes estadounidense y dominicano, debe obtener una declaración por escrito de su municipio dominicano que diga que el país no impediría su extradición si huye; y él, su esposa y sus hijos deben suministrar declaraciones financieras juradas.

Marra también ordenó que Melgen -representado por los ex fiscales federales de Miami Matthew Menchel y Kirk Ogrosky- debe “comprometerse a que los bienes” propiedad de él y de su familia sean una “garantía” para su comparecencia al juicio.

A mediados de abril, se arrestó a Melgen en su oficina médica en West Palm Beach por cargos que involucraban $190 millones en reclamos al Medicare. Melgen, reconocido como uno de los médicos con más facturas al Medicare, cobró entre el 2008 y el 2013 más de $195 millones en rembolsos basados en reclamos sustancialmente “fraudulentos” al programa financiado por los contribuyentes por inyecciones en los ojos y otros tratamientos, de acuerdo con la acusación formal.

Melgen se vio lanzado a principios de abril al foco de atención nacional cuando se le acusó junto con Menéndez, un poderoso legislador demócrata, en un supuesto timo de chanchullos con cerca de $1 millón en regalos y donaciones a cambio de favores oficiales. Entre ellos: la intervención del senador a nombre de Melgen para resolver una antigua disputa en facturas al Medicare. A Melgen se le estableció una fianza de $1.5 millones en el caso de Nueva Jersey.

©2015 El Nuevo Herald (Miami)

Visit El Nuevo Herald (Miami) at www.elnuevoherald.com

Distributed by Tribune Content Agency, LLC.

LOAD COMMENTS ()

 

Click to Read More

Click to Hide