- Associated Press - Tuesday, December 9, 2014

Un ex estudiante de college del Condado Broward que abandonó inadvertidamente el sur de la Florida justo antes de los ataques terroristas del 9/11 y posteriormente escaló los más altos rangos de Al Qaida fue abatido el sábado.

Adnan El Shukrijumah murió junto con otros dos militantes durante un ataque del Ejército Paquistaní en una zona montañosa tribal fronteriza con Afganistán, dijeron las fuerzas armadas en un comunicado.

La muerte de Shukrijumah marca el fin de la cacería de una elusiva figura que cayó bajo el escrutinio del FBI después de los ataques de Al Qaida en territorio de EEUU. Se sospechaba inicialmente que estaba asociado con algunos de los secuestradores del 9/11 cuando asistía a la mezquita de su fallecido padre en Miramar, así como al Community College de Broward.

El FBI cree que Shukrijumah dejó la casa de su familia en Miramar semanas antes del ataque del 9/11, presumiblemente yendo a Trinidad en un viaje de negocios para comprar lentes de sol y ropas de niño para revenderlos en los mercados de pulgas del sur de la Florida.

Durante la siguiente década, Shukrijumah se convertiría en un fugitivo trotamundos buscado por el FBI como el principal agente de Al Qaida.

Como jefe de operaciones externas de Al Qaida, Shukrijumah, de 39 años, ocupaba una posición que una vez tuvo el autor intelectual del 11 de septiembre, Khalid Sheikh Mohammed. El FBI colocó a Shukrijumah, nacido en Arabia Saudita, en la lista de los terroristas “más buscados” y el Departamento de Estado llegó a ofrecer una recompensa de hasta $5 millones por su captura.

Shukrijumah también estaba formalmente acusado de dirigir en el 2009 un supuesto complot con una bomba suicida contra el sistema del metro de la ciudad de Nueva York.

A pesar de todas las supuestas maquinaciones de Shukrijumah por todo el mundo, su madre, Zuhrah, mantenía que su hijo estaba falsamente acusado de ser un terrorista. Al preguntársele en julio del 2001 en su casa en Miramar si ella sabía algo de él, ella dijo al Miami Herald: “No sé si está vivo”.

El FBI dijo que en algún momento a finales de la década de 1990, Shukrijumah se convenció que debía participar en la “jihad”, o guerra sagrada, para luchar contra lo que percibía como una persecución contra los musulmanes en lugares como Chechenia y Bosnia. Eventualmente, Shukrijumah fue a un campo de entrenamiento en Afganistán donde estudió el uso de armas y explosivos, y táctica de combate.

Funcionarios norteamericanos alertaron que Shukrijumah era muy peligroso para el país debido al tiempo que pasó en EEUU. El misterio que rodeaba su paradero -y si desempeñó un papel directo en el 9/11- se mantuvieron entre las preguntas clave sin respuesta.

“Ellos son de nosotros. Ellos nos conocen estrechamente”, dijo Michael Scheuer, un ex importante analista de una unidad de la CIA creada después del 9/11 para perseguir al fundador de Al Qaida, Osama bin Laden, a quien fuerzas estadounidenses dieron muerte el 2 de mayo del 2011 en una incursión en su escondite en Pakistán.

Shukrijumah se convirtió en un importante miembro y quizás en el jefe de la subcomisión de operaciones en el extranjero de Al Qaida, un puesto que tomaba decisiones sobre planes y reclutamientos, dijo al Herald en el 2001 Rohan Gunaratna, un experto en terrorismo y autor del libro Inside Al-Qaida: Global Network of Terror (Dentro de Al Qaida: red mundial del terror).

“El ha subido de rango porque es muy ingenioso y porque conoce el principal objetivo, Estados Unidos”, dijo Gunaratna.

Shukrijumah nació el 4 de agosto de 1975 en Arabia Saudita. Al ser el hijo de dos extranjeros, no reunía las condiciones para la ciudadanía saudí, pero obtuvo a través de su padre la ciudadanía de Guyana, en la parte norte de América del Sur. Otros tres de sus hermanos también nacieron en Arabia Saudita.

Shukrijumah hablaba mejor inglés que árabe, aparentemente debido al tiempo que pasó en Trinidad, dijo Sofian Abdelaziz Zakkout, un trabajador social de Miami quien se reunió brevemente con él en el 2000 como jefe de la Asociación Musulmana Estadounidense de América del Norte.

Shukrijumah tenía 20 años cuando su familia vino a Miramar y se registró en lo que era entonces el Community College de Broward. Directivos de la escuela dijeron que se matriculó bajo el nombre de Jumah A. El-Chukri “del verano de 1996 al verano de 1998, con química como su asignatura principal, pero no se graduó”.

Después de pasar un tiempo entre los estudios y haciendo una variedad de trabajos pequeños, su madre, Zuhrah, dijo que Shukrijumah regresó a Arabia Saudita para el “Hajj”, la peregrinación a La Meca que los musulmanes deben hacer por lo menos una vez en sus vidas, si tienen los fondos para esto.

El autor intelectual del 9/11, Khalid Sheik Mohammed, identificó por primera vez a Shukrijumah como un miembro de Al Qaida durante un interrogatorio tras ser capturado en Pakistán en el 2003, según varios reportes públicos.

Aunque ya se ha logrado descubrir bastante información sobre Shukrijumah, todavía quedan varias preguntas. La más importante es si tuvo algún contacto con los secuestradores y pilotos que participaron en el ataque del 11 de septiembre. De los 19 secuestradores, 16 vivieron o visitaron el sur de la Florida antes de los ataques.

Una funcionaria de inmigración de EEUU le dijo a los investigadores que estaba “75% segura” que ella vio a Shukrijumah con Mohamed Atta, uno de los pilotos del 9/11, y otro hombre, el 2 de mayo del 2001 en el antiguo edificio del Servicio de Inmigración y Naturalización en la calle 79 en Miami.

©2014 El Nuevo Herald (Miami)

Visit El Nuevo Herald (Miami) at www.elnuevoherald.com

Distributed by Tribune Content Agency, LLC


Copyright © 2018 The Washington Times, LLC.

The Washington Times Comment Policy

The Washington Times welcomes your comments on Spot.im, our third-party provider. Please read our Comment Policy before commenting.

 

Click to Read More and View Comments

Click to Hide