- Associated Press - Saturday, November 1, 2014

Los cuatro adolescentes que fueron llevados al hospital tras haber sido encontrados en un parque inconscientes o gritando estruendosamente fumaron marihuana sintética que les dio un hombre que se apareció en el lugar en un Ford Mustang de color plateado, dijo la policía.

Los jóvenes, que habían dejado de ir a la escuela y se encontraron en el Parque Sewell, localizado en el 1801 South River Drive, fueron atendidos y luego dados de alta del Hospital Jackson Memorial, pero antes identificaron a Jordy García, de 20 años, como el hombre que les dio la droga que en este caso es la llamada Ambrosia.

La policía de Miami localizó después a García, y lo acusó de abuso infantil y de contribuir a la delincuencia de un menor de edad. García no fue acusado de un delito vinculado con drogas ya que la Ambrosia puede comprarse legalmente en la mayor parte de las tiendas de tabaco por cualquier persona que sea mayor de 18 años.

“Afortunadamente, los chicos están vivos”, dijo Kenia Fallat, portavoz de la policía de Miami.

La marihuana sintética, también llamada comúnmente Spice, en los últimos años ha sido un problema serio con los gobiernos municipales y con los empleados de hospital que tienen que lidiar con un sinfín de adolescentes y adultos jóvenes que han llegado al hospital en varios estados de alucinación.

La Spice es básicamente un químico elaborado en algún tipo de laboratorio que se supone duplica los efectos de la marihuana. Frecuentemente se fuma en un hookah -un objeto en forma de pipa que las pasadas generaciones usaban para fumar la hierba- que tiene varios brazos que se extienden de una base llena de agua.

La policía dijo que recibió una llamada para que fuera al Parque Sewell el jueves por la mañana luego que varios vecinos se quejaron que había unos muchachos que “gritaban de forma incontrolada”.

Cuando la policía llegó, halló inconsciente a una chica de 14 años que yacía bocabajo en el suelo, y a otros dos adolescentes “que se balanceaban a punto de perder la conciencia”. Una muchacha de 15 años que trataba de ayudar a sus amigos luego comenzó a quejarse de dolores en el pecho y también fue trasladada al hospital.

La jovencita que la policía halló inconsciente dijo más tarde que no recordaba que la llevaron al hospital. Por su parte, la chica de 15 años que trató de ayudar a sus amigos le dijo a la policía que “Jordy” llegó al parque y les dio un cigarrillo de la droga sintética, de acuerdo con el documento del arresto.

“Varios minutos después”, según el informe del arresto, “estas víctimas empezaron a mostrar un comportamiento anormal que fue desde perder la conciencia hasta experimentar dolores físicos”.

©2014 El Nuevo Herald (Miami)

Visit El Nuevo Herald (Miami) at www.elnuevoherald.com

Distributed by MCT Information Services

LOAD COMMENTS ()

 

Click to Read More

Click to Hide