- Associated Press - Monday, August 17, 2015

Más educadores están usando los juegos como herramienta para la enseñanza, e investigadores de Miami desarrollan “juegos serios” para abordar temas sociales.

Christian Varona no usó libros de textos o dispositivas para estudiar historia. A la hora de estudiar para los exxámenes de historia de las temidas clases avanzadas, tampoco acudió a un tutor.

Sencillamente se puso a jugar en su computadora.

“Si le pregunta a mi hijo cómo aprobó los cursos de estudios avanzados en la secundaria, le va a contestar que no fue aplicándose en las clases”, dijo el padre de Christian, Juan Varona, maestro de Educación Especial en Miami. “Fueron los juegos de historia”.

En momentos en que las clases comienzan la próxima semana en los condados Miami-Dade y Broward, la experiencia de Varona pudiera resultar útil para otros padres y maestros. Los educadores ya no consideran los juegos de computadora una pérdida de tiempo. Si los juegos digitales son un lenguaje que tantos alumnos entienden, ¿por qué no usarlos para aprender?

Esa idea ha impulsado el uso de juegos enormemente populares como World of Warcraft y Minecraft en las aulas en años recientes, a medida que los maestros diseñan currículos que resultan atractivos para los estudiantes. Eso, a su vez, ha impulsado el desarrollo de otros juegos creados para enseñar materias como Matemáticas, Vocabulario e Historia sin depender solamente de los libros de texto.

Y diseñadores de juegos en Miami están explorando las posibilidades fuera de las aulas creando juegos digitales que enseñan sobre asuntos sociales, los llamados “juegos serios”. Es un nicho pequeño del dinámico sector de los juegos que aspira a mostrar que los videojuegos se tratan sólo de tiroteos, como Call of Duty, o imitaciones de deportes, como la serie NFL Madden.

Clay Ewing, profesor asistente de la Escuela de Comunicación de la Universidad de Miami fue quien inventó “Zoo Rush” con sus alumnos. Un ejemplo: un juego para celulares que se llama Zoo Rush y enseña a niños como es vivir con anemia de células falciformes.

Para sus alumnos el aprendizaje no fue solo jugar el juego sino también aprendieron la materia cuando estaban diseñándolo. Con el tiempo, descubrió que los alumnos respondían bien cuando intentaba conectarse con ellos a través de un juego, por lo que pensó que era algo que los los educadores deberían aprovechar.

“Se han dado cuenta que los juegos son el medio cultural de las nuevas generaciones y al que responden muy bien,” dice. “Yo crecí yendo al cine y ecuerdo que ver “E.T.” en los teatros fue como un momento seminal en mi vida” Para ellos es algo así como: “recuerdo la primera vez que mi hermano y yo jugamos “Super Mario Bros”. Nos transformó”.

Los educadores están tratando de aprovechar esa realidad. Los resultados de una encuesta publicados recientemente por unos investigadores del “Sesame Workshop” revelan que el 74 por ciento de los maestros usan juegos digitales en la enseñanza. El grupo entrevistó a 694 maestros de K-8 de diferentes ciudades de los Estados Unidos en el otoño del 2013.

Investigadores siguen estudiando las ventajas educacionales en la utilización de juegos, y estudios muestran que juegos se pueden utilizar para aumentar los logros de estudiantes. Según un estudio realizado por SRI International en 2013 que analizó investigaciones desdes hace el año 2000, la utilización de juegos digitales puede mejorar el aprendizaje de estudiantes.

Algunos profesores han experimentado con juegos como World of Warcraft, un juego popular de múltiples participantes in línea. Una profesora de escuela secundaria en Nueva York desarrolló una manera exitosa de enseñar The Hobbit utilizando misiones que se relacionan con las normas de los estándares federales conocidos como Common Core.

Kurt Squire, un profesor de medios digitales en la Universidad de Wisconsin-Madison, dijo que los profesores que han diseñado lecciones utilizando juegos como World of Warcraft observan estudiantes cada vez más entusiasmados con lo que están aprendiendo.

Eso significa que los estudiantes no sólo se interesan en el tema, sino que trabajan juntos para alcanzar los objetivos. El juego se vuelve más que una fantasía a la que escapan. Para jugarlo bien, uno tiene que resolver problemas, colaborar y escribir bien. Y desafía la idea de que los juegos son aislados.

“Ellos quieren compartir su estrategia. Quieren hablar acerca de lo que están haciendo,” dijo Squire. “Creo que ese es el caso, que la realidad desafía algunos de nuestros estereotipos”.

Persiguiendo el conocimiento

El juego para celulares, gratis y hecho por un profesor y sus estudiantes de la Universidad de Miami con dinero de salud pública, tiene una premisa aparentemente simple.

En Zoo Rush, tu personaje es un un cuidador del zoológico en un mundo brillantemente animado donde los animales se han escapado de sus jaulas. Están por todas partes, en el zoológico, en la ciudad y en sus alrededores y tienes que correr buscando tortugas, cocodrilos y flamencos y tratar de capturarlos con redes.

Además padeces de una enfermedad de las células falciformes, lo cual no te impide trabajar, pero tienes que ir al médico de vez en cuando para que te de administre una medicina para dolor. Claro, también es importante recoger botellas de agua para mantenerte hidratado y evitar unas manchas de color que son infecciosas. Aún así resulta bastante fácil capturar de vez en cuando algún que otro animal.

Y no solo avanzas a la próxima etapa de paso aprendes algunos conceptos básicos de como se vive con esa enfermedad.

Ewing dijo que el juego se puede usar para explicar lo que es la anemia falciforme a un niño recién diagnosticado con esa enfermedad.

Ese es el impacto que Ewing y su colega Lien Tran quisieran que tuvieran sus juegos serios. Un objetivo que ha permitido que el juego sea respaldado con fondos públicos de salud. Ewing piensa que sería mucho mejor para el paciente conocer la enfermedad a través de un juego que tener que leerse un panfleto.

“Sería buenísimo tenerla en un iPad” “como el centro de células falciformes”, comentó.

Y aunque no sea de las más populares en la tienda de aplicaciones, Zoo Rush ha llamado la atención en el mundo de los juegos serios. Ganó Medalla de Plata en el 2014 en los Premios Internacionales para Juegos Serios.

Otro de los juegos creados por su grupo es Unsavory. El jugador comienza el juego trabajando en un restaurante de tacos y en el transcurso del juego aprende las dificultades de la industria alimenticia donde no le pagan por días de enfermedad. Con la ayuda del grupo Restaurant Opportunities Centers United, el juego pretende crear conciencia sobre los retos de la industria y los problemas que enfrentan los empleados.

Es una clase de justicia social dentro de un juego de video.

Juegos de narración y matemáticas

Pero los juegos populares también tienen un lugar.

En el medio del ruido de docenas de niños en el campamento de verano anual de UM, una niña de 11 años, apunta, hace clic y escribe un cuento en un mundo digital que se ha inventando en la pantalla de su computadora.

Debajo de su brazo hay un papel con una historia que escribió de antemano - una historia que está diseñando en Minecraft.

“Me gusta mucho diseñar y me gustan mucho las aventuras”, dice Simran Vora, quién está de visita por el verano en Miami y vive enDubai. Vino a pasar el verano con sus abuelos.

Así, lleva a su personaje en una aventura para recuperar una armadura robada. El viaje la llevará a un mundo que ella ha diseñó. Por el camino tendrá que esquivar cerdos que intentan atacarla, tendrá que saltar plataformas y mover palancas para enfrentarse al final en una gran batalla con el cerdo más grande que quiere impedir que ella llegue a la armadura.

“No se trata solamente de jugar. Se trata de personalizar y hacer lo que les gusta y lo que quieren”, dice Maggie Harrell, directora de iD deMiami Tech Camp. “Al mismo tiempo aprenden a usar todas esas herramientas que le serán muy útiles en la vida”.

Minecraft es un juego de fabricación virtual donde el jugador puede crear mundos digitales con ladrillos 3D. En la educación se podría utilizar como alternativa digital al uso de palillos de helados y papel maché, para construir fortalezas, edificios, o incluso el escenario de una ópera, escribió Greg Toppo, reportero de educación del USA Today, en su libro: El juego cree en ti: Cómo jugar Digitalmente puede hacer más inteligente de nuestros hijos.

Su libro apoya el uso de los juegos para involucrar a los estudiantes de un mundo académico que está dominado por pruebas estandarizadas.

En Miami, la industria de los video juegos está creciendo, pero una gran parte de los juegos se hacen para el entretenimiento.

La empresa con sede en Miami,TurtleDiary, lanzó un sitio web en el 2012 que funciona como servidor de juegos de matemáticas, lectura y ciencias en línea para niños de primaria.

“Cuando los niños aprenden algo de manera divertida, aprenden rápido”, comenta el co-fundador Permender Singh, en una entrevista que le hiciera el Miami Heral en el 2014. “Ni siquiera se dan cuenta de que están aprendiendo”.

Y el interés sigue aumentando. El sitio ha crecido más del 30 por ciento durante el último año. Los juegos más populares son para los niveles de kindergarten, primero y segundo grado. En Miami Dade, las escuelas Auburndale, Gilbert Porter y Jane S. Roberts K-8 Center usan esta plataforma.

Algunos padres no creen mucho en eso, pero muchos otros están adoptando el aprendizaje digital y aprovechan los juegos que encuentran en el Internet para ayudar a sus hijos.

Jane Watkins, una publicista de viajes y estilo de vida de Miami, nos contó que su hija de 9 años usa aplicaciones en el teléfono como Duolingo para practicar español y Monster Sushi para hacer ejercicios de matemáticas. También nos comentó que no deja que su hija juegue mucho, pero que se da cuenta que le es más ameno aprender de esa manera.

“No creo que las aplicaciones son la causa de que a ella le vaya tan bien, pero si les doy el crédito correspondiente porque la mantienen interesada y entretenida”.

Juegos de verano patrocinados por distritos locales

Las Escuelas Públicas de Miami-Dade están ofreciendo a los estudiantes de verano acceso a aplicaciones en línea para aprender. El programa se llama “ iSummer: Learning On-the-Go ”.

A través de su portal www.dadeschools.net los estudiantes tiene acceso a programas de todos los niveles, que incluyen juegos acreditados por el distrito para que repasen lo que han aprendido o que exploren nuevos contenidos.

Algunos de esos programas se mantienen el año escolar entero, otros terminan en agosto. Para conocer más información visite, visite www.summerschool.dadeschools.net.

Edward Smith, director de la Secundaria Miami Springs, piensa que el programa magneto de la iTech Academy en Miami Springs está educando a una nueva generación de diseñadores de juegos que prueban sus habilidades desarrollando aplicaciones que son entretenidas y a la vez educativas. También se enfocan en enseñarles como mercadear esos juegos en una industria que crece muy rápido.

“Los niños están ahí, viven ahí”, dijo. “Así es como aprenden, como se conectan y como comparten ideas”.

Este artículo incluye comentarios publicados en el Public Insight Network, una comunidad en línea que ha aceptado que sus opiniones sean distribuidas en las redes del Miami Herald y WLRN. MiamiHerald.com/insight.

©2015 El Nuevo Herald (Miami)

Visit El Nuevo Herald (Miami) at www.elnuevoherald.com

Distributed by Tribune Content Agency, LLC.


Copyright © 2018 The Washington Times, LLC.

The Washington Times Comment Policy

The Washington Times welcomes your comments on Spot.im, our third-party provider. Please read our Comment Policy before commenting.

 

Click to Read More and View Comments

Click to Hide