- Associated Press - Monday, September 28, 2015

En un incidente que tuvo lugar durante la hora pico matutina del lunes, un agente de la policía de Miami-Dade le dio muerte a un hombre a la entrada de una rampa que conduce a la autopista I-95, tras perseguirlo por unos matorrales, sacar su pistola Taser, y casi perder un dedo debido a una mordida que le dio el hombre.

El agente, un veterano con nueve años de experiencia cuyo nombre no se ha revelado por el momento, fue llevado al Centro de Traumatismos Ryder, perteneciente al Hospital Jackson Memorial, para operarle el dedo mordido.

El cadáver del hombre, de 31 años, cuyo nombre tampoco se ha dado a conocer hasta notificar primero a su familia, permaneció en los arbustos cerca de la entrada a la autopista en tanto los detectives encargados del caso trataban de determinar cuántas veces resultó baleado y si recibió o no algún disparo de la pistola Taser.

El episodio tuvo lugar después de las 5 a.m. en la entrada a la I-95 de la calle 119 del noroeste, y provocó grandes embotellamientos de tráfico que llegaron hasta el Condado Broward mientras las sendas en dirección sur de la autopista debieron cerrarse durante varias horas.

Algunas rutas alternas, como la avenida 7 del noroeste y Miami Avenue, también se congestionaron.

“El agente y el sospechoso se enfrentaron a la mitad de la rampa de entrada”, dijo el detective Daniel Ferrin, portavoz de la policía de Miami-Dade. “Surgió una pelea entre los dos. El agente sacó su Taser, aunque no sabemos si llegó a usarla. El sujeto le mordió un dedo y entonces el agente le disparó”.

Hay pocos testigos del drama que ocurrió casi dos horas antes del amanecer en un área bloqueada por muros de concreto a lo largo de la autopista y por pequeños edificios. Según el portavoz, el incidente comenzó cuando la policía recibió una llamada a las 5:09 a.m. donde se le informaba que un automóvil había chocado.

Cuando llegó al lugar, el agente, vio a un taxi de la compañía Yellow Cab 4050 con el guardafangos del lado del chofer estrellado contra un poste de la luz donde la entrada de la autopista se conecta con la calle 119 del noroeste. Un empleado de Road Ranger le dijo al agente que el conductor del taxi había subido la rampa y se dirigía a la autopista.

Ferrin dijo que el agente comenzó a perseguir al hombre, y luego surgió una confrontación a un lado de la autopista cerca de unos matorrales y árboles. Cuando el agente trató de calmarlo, dijo el portavoz, el hombre se enfureció y el agente tuvo que sacar su pistola Taser. No se sabe con certeza qué efecto tuvo la Taser, ni siquiera si el sospechoso recibió o no algún disparo del arma.

Poco después sobrevino una pelea, dijo Ferrin, y el hombre mordió un dedo de la mano izquierda del agente. Mientras peleaba con el hombre, el agente informó lo que sucedía mediante un sistema de walkie-talkie que llevaba en el hombro. Luego el agente disparó su arma. Ferrin no dijo cuántas veces.

“El sujeto murió en el lugar de los hechos”, señaló Ferrin. La policía dijo que el taxi no se había reportado como robado, aunque fuentes policíacas dijeron que el taxi no pertenecía al hombre que lo conducía.

La policía dijo que el lunes por la tarde piensa dar a conocer la llamada al 911 y una grabación de la llamada que hizo el agente al operador.

Noticia en desarrollo. Se actualizará próximamente.

©2015 El Nuevo Herald (Miami)

Visit El Nuevo Herald (Miami) at www.elnuevoherald.com

Distributed by Tribune Content Agency, LLC.


Copyright © 2018 The Washington Times, LLC.

The Washington Times Comment Policy

The Washington Times welcomes your comments on Spot.im, our third-party provider. Please read our Comment Policy before commenting.

 

Click to Read More and View Comments

Click to Hide